Las claves para elegir la mejor cama

Las claves para elegir la mejor cama

Cuando nos planteamos decorar el dormitorio, sin duda ocupa gran parte de nuestra atención la cama.

En un principio puede parecer sencillo elegir, pero cuando visitamos las tiendas o hacemos nuestro recorrido online, nos damos cuenta de que no es tan sencillo escoger la mejor.

¡Pero, tenemos la solución!

Hemos recopilado en este post algunos consejos que te van a ayudar a decidirte por la mejor.

¡Elige bien, y dormirás mejor. Toma nota!

Tendencias y Decoración

 

¿Compacta o ligera?

Es una de las grandes preguntas que debes hacerte antes de comenzar a ver modelos y estilos. Ten en cuenta que aunque no es necesario que la cama sea idéntica al resto de muebles del dormitorio, si debe de seguir un estilo que “ligue bien”.

Las camas compactas son una apuesta segura para los que necesitan un espacio de almacenamiento extra, pues normalmente suelen incluir espacio para guardar colchas, sábanas o almohadas.

Si el almacenaje no es algo que nos preocupe, entonces será mejor elegir una cama de estructura ligera, mucho más lineal y sencilla.

Interiorismos

 

Dentro de las compactas ¿Cual elijo?

Aquí sí que se abre un mundo de posibilidades que debes valorar bien antes de decidir. Por ejemplo si tienes problemas de espacio y para ti no supone una gran molestia, abrir y cerrar una cama cada noche, te pueden ir bien las camas abatibles. Son muy cómodas en habitaciones de jóvenes, o para dormitorios de invitados de poco uso.

Las literas, una opción que en dormitorios infantiles siempre son un acierto. Lo mejor que tienen es que el espacio se aprovecha en vertical, y eso nos da margen para tener más centímetros en el dormitorio. Las camas son algo incómodas de hacer, pero con un nórdico con cremallera, por ejemplo, lo tenemos solucionado.

Las nido, parecidas a las anteriores en cuanto al aprovechamiento del espacio, pero con otro sistema que la alinea en paralelo. Las puedes encontrar en la versión más clásica o bien en otras versiones más modernas o asimétricas para hacerlas aún más funcionales.

Con gran almacenaje en una estructura se pueden encontrar tanto modelos para niños, como para adultos. Estas camas se elevan en altura dejando espacio debajo para cajones de almacenaje en su interior.

Las tapizadas, son otras de esas camas compactas que poco o nada tienen que ver con las anteriores, a pesar de ser compactas. Modelos mucho más sofisticados en los que el diseño adelanta posiciones a la vez que se suma confort. Estas camas se ven en espacios contemporáneos y vanguardistas.

Lugares de Nieve

 

Las camas con dosel en realidad no se sabe bien si son compactas o ligeras. Depende mucho del estilo que les demos y de la estancia a la que las incorporemos.

En un dormitorio clásico serían de materiales cálidos como la madera, sin embargo en otros más contemporáneos, podrían ser incluso de hierro. Lo que es indiscutible es que son las camas más románticas de todas.

Decoracion2

 

Tan ligeras como sus patas

Si las camas anteriores no son para ti, entonces tienes que ver esas otras camas mucho más ligeras e igual de contemporáneas. Nos referimos a las camas con patas.

Las de estructura más baja, son las de inspiración zen. Siguiendo los consejos del “feng shui” potencian la horizontalidad y sitúan el cuerpo más cercano al suelo.

Las camas de forja, son otra de las camas que nos encantan por su versatilidad. Igual las puedes encontrar en ambientes clásicos, que en otros más contemporáneos. Son camas de gran solidez que incorporan el cabecero y que pueden presentar múltiples aspectos. Desde el clásico negro, hasta otros colores brillantes o pasteles.

HomeAdore

 

Muy al contrario de las anteriores, están las camas que flotan. Como lo lees. Camas que se fijan a la pared con una estructura sólida de hierro, o bien con una estructura central algo más pequeña que el somier, para crear el efecto de que flotan. La clave de su éxito es usar la luz correcta para iluminarlas desde abajo.

Y para finalizar, las camas que se apoyan en el suelo.

Algunos dicen que no hace falta somier, otros que sí. Lo que está claro es que es un tipo de cama muy ligada a los ambientes más desenfadados. Si tu casa tiene un aire boho, industrial o ecléctico, pueden funcionarte muy bien.

HomeAdore

 

¿Ya sabes qué tipo de cama va más contigo?

Te esperamos como siempre, en los comentarios.

Maribel Martínez
Maribel Martínez
Licenciada en Derecho y experta en interiorismo y decoración además de ser la creadora del uno de los blogs de decoración mas importantes www.unapizcadehogar.com

Deja un comentario

Top